La utilización de conectores

La utilización de conectores

Los conectores hacen referencia a una palabra o conjunto de éstas que tiene por función unir las partes que conforman un texto, estableciendo entre ellas una relación lógica.

En vista de que pueden estar compuestos por una o varias palabras, los conectores pueden unir desde textos muy breves hasta muy extensos.

Tipos de conectores

Los tipos de conectores que existen dentro del idioma español y con los que puedes proporcionar sentido a tus textos son los siguientes:

Conectores de convicción

Algunos ejemplos de este tipo de conectores son: como ya se conoce, indudablemente, en realidad, es evidente, claro, entre otros.

Conectores aditivos

Son aquellos que tienen por función agregar ideas. Por ejemplo: es más, también, para colmo, asimismo, hasta, también, incluso, por añadidura, más aún, si no también, igualmente, no solo, es más, encima, entre otros.

Conectores condicionales

Se refiere a los conectores que establecen una relación condicionante, como: a no ser que, siempre y cuando, si, siempre que, con tal que, en caso que, según, mientras que.

Conectores opositivos

Son aquellos conectores que establecen una relación de contraste en el texto. Por ejemplo: sin embargo, por lo contrario, no obstante, en oposición, de otro modo, en otro orden de ideas.

Conectores de concesión

En este grupo se encuentran los conectores que denotan algún tipo de consentimiento. Entre ellos puedes utilizar: a pesar que, de cualquier modo, con todo, aun cuando, a pesar de todo, a pesar que, aun así, ahora bien, entre otros.

Conectores de restricción

Son todos los conectores que condicionan de alguna manera el tema del que se está escribiendo. Algunos ejemplos de ellos son: al contrario, pero, en cambio, sin embargo, sino, no obstante, aunque, en cierto modo, por otra parte, en cierta medida, si bien, hasta cierto punto, entre otros.

Conectores consecutivos

Hacen referencia a los conectores que indican proximidad, tales como: en otras palabras, por tanto, en consecuencia, por ejemplo, o sea, así pues, en efecto, por consiguiente, enseguida, por lo tanto, así que, además, luego, por eso, de manera que, de tal forma, entonces resulta que, por lo que sigue, entonces, por esta razón, entonces.

Conectores reformulativos

Estos son los conectores que tienen por función indicar al lector que un texto posterior es reproducido luego de manera total o parcial. Por ejemplo: según lo expresado anteriormente, bajo otra forma.

Conectores explicativos

En esta categoría se encuentran los conectores que sirven para explicar o aclarar un enunciado. Entre ellos los más comunes son: con el propósito de que, es decir, con el fin de que, o sea, para que, esto es, en otras palabras, a saber.

Conectores de recapitulación

Son aquellos conectores que se usan para iniciar un párrafo en el que se haga un pequeño resumen de lo planteado. Algunos ejemplos de ellos son: en síntesis, en resumen, en breve, en resumidas cuentas, dicho de otro modo, en suma, en otras palabras, total.

Conectores de corrección

Se refiere a aquellos conectores que indican que se hará una corrección acerca de lo planteado anteriormente. Por ejemplo: bueno, o sea y mejor dicho.

Conectores de inicio

Son los que se emplean para indicar que se inicia un nuevo tema o discurso. Entre ellos puedes emplear: en primer lugar, ante todo, primeramente, para comenzar.

Conectores temporales

En este grupo se encuentran los conectores que hacen referencia a algún tipo de temporalidad. Entre ellos los más comunes son: en cuanto que, después, luego, a partir de, apenas, antes de, cuando, antes que, actualmente, hasta que, temporalmente, en cuanto, inmediatamente.

Conectores espaciales

Estos son los conectores que indican un tipo de ubicación espacial, tales como: en el fondo, al lado, en el medio, arriba, a la izquierda o derecha, abajo.

Conectores de opinión

En esta clasificación se encuentran todos los conectores que indican que el autor expresa su opinión. Puedes utilizar cualquiera de estos: asevero, en mi opinión, afirmo, a mi manera de ver, considero, declaro,  al respecto opino.

¿Cómo usar de manera correcta los conectores al redactar?

A la hora de redactar un artículo, tanto en físico como en digital, es importante utilizar de forma adecuada los conectores, en vista de que son herramientas muy útiles para lograr un entendimiento adecuado por parte de los lectores. Para ello, te aconsejamos lo siguiente:

  • Emplea cada frase de conexión para organizar correctamente los enunciados. Por tanto, te será de mucha utilidad hacer un pequeño guión mental acerca de la estructura que le darás al texto en general y el lugar en que usarás uno u otro conector.
  • Ten en cuenta que cada conector cuenta con sus propias reglas, por lo que no se utilizan siempre con el mismo objetivo. Entonces te aconsejamos analizar cada uno de ellos a fondo para identificar si realmente quedan bien antes de los enunciados donde deseas ubicarlos.
  • Evita utilizar los conectores en exceso, pues basta con introducir aquellos que son esenciales para explicar y comprender mejor el tema. Cuando un texto está demasiado cargado de estos elementos tiende a ser muy agotador para el lector y éste suele abandonarlo, algo muy negativo para cualquier autor o escritor.
  • Una vez que redactes el texto, lee con detenimiento su contenido en voz alta, pues eso te ayudará a identificar algún error cometido a la hora de emplear los conectores.

One thought on “La utilización de conectores

Post Comment